1.3.- En Ibarrekolanda

Anterior   Índice

En los terrenos en los que hoy el Ayuntamiento delimita el barrio de Ibarrekolanda había aproximadamente unos cuarenta caseríos; pero de todos ellos debemos destacar uno, el que popularmente da identidad al barrio: el Arbolagaña, caserío que a su vez hacía las veces de taberna y txakoli. Este txakoli era conocido por tener frente a él un platanero sobre el cual había una plataforma de madera utilizada a modo de terraza en donde los comensales disfrutaban y a la que se accedía a través del balcón de la primera planta. Esta aracterística no es única en el País Vasco, pues sabemos que en Ermua existió otro caserío con la misma característica y seguramente existieron más.

Los caseríos no eran de gran porte, eran sencillos de una o dos plantas y bajocubierta, la mayoría en renta al igual que sus huertas, pues muchos de los terrenos eran de la familia Otaola y del conde de Zubiria. Cada caserío tenía su peculiaridad y merece la pena una breve reseña de cada uno de ellos recogida de los hijos y vecinos de éstos.                           C1.22 Ibarralanda 2

1. Azpilueta: Caserío de una planta del que sólo tenemos referencias de sus ruinas en el trazado de la avenida del Lehendakari Agirre, junto a la marquesina del edificio azul.

b.02 rondoko2. Rondoko: Caserío de José Basterretxea y Lucila Sertutxa, de dos plantas. Posiblemente al principio fuese de una, pero tras el incendio que sufrió antes de la Guerra Civil se reconstruyó con dos plantas más el desván. Tenía tejado de dos aguas y estaba situado en la trasera del Cine Banderas (el edificio azul). Era el txakoli temporero por excelencia de la zona, y tenía en su planta baja el lagar y el merendero. Sus terrenos llegaban hasta lo que hoy es el polideportivo de San Ignacio.

b.03 susunse

3. Susunse: Situado en el nº 17 del camino de Tellaetxe, en la parte baja de la campa de Helguera, hoy Conservatorio. Fernando Calvo “Puntxu” y Juanita Zarrabeitia fueron sus últimos moradores hasta que el caserío fue derruido en los años 70.

 

 

 

b.04 castañedu4. Castañedu: “Casería nombrada “Gastañaduy” señalada con el nº 15  en el barrio de Ibarrekolanda  de 320 m2. Consta de piso bajo con soportal, cocina, bodega y cuadra, piso principal con sala, diez alcobas, cocina y excusado, y el piso de la cámara dividido en dos departamentos y su horno adyacente de 6 m2 de superficie”. Desde 1928 perteneció a la fábrica de baldosas de Construcciones Gamboa y Domingo S.A., y estuvo incluido dentro del recinto de dicha fábrica, en el que vivían tres de los empleados, Rodolfo Virto, Andrés Guerenabarrena, y Julián Bernal. Castañedu daba nombre también a la estrada que pasaba frente a él.

5. Etxezuria: Caserío de Isidro Menchaca y María Otaola padres de Juanita y Justo, ejemplo de baserritarras que perduran en el recuerdo, pues mantuvieron las huertas, las vacas, su chabola de aperos… hasta que en 1985 convirtieron la campa de Helguera en parking.

b.06 arbolagana6. Arbolagaña: Era un caserío, regentado por Felipe Basabe y Eusebia Arrizabalaga, de dos plantas. En la planta baja estaba la cocina, la barra, una mesa grande con bancos, y más al fondo, las bodegas con las kupelas o toneles, donde guardaban el vino y el txakoli, y en la planta superior estaba la vivienda con sus tres habitaciones y un comedor que se usaba para el txakoli, desde donde se pasaba por el balcón al árbol. En la trasera de la casa estaban el gallinero y cuatro higueras que con las tejavanas podían dar sombra y cobijo a 20 mesas para servicio de unos doscientos comensales, como en las fiestas de San José; habitualmente las meriendas se daban en la planta baja e incluso en la calle, junto a la puerta. El Arbolagaña tuvo uno de los primeros teléfonos del barrio, el 10070 que usaban para recoger los encargos (incluso para cazuelas de bacalao al pilpil para llevar a Madrid o para dar avisos a los caseríos de al lado).

b.07 guiñaco

7. Guiñaco mayor: Éste era el palacete de la familia Otaola, que posteriormente pasó a manos de las religiosas de la Sagrada Familia y fundaron en la misma casona el primer colegio de huérfanas de San José, que también ofrecía a los vecinos los servicios escolares y religiosos.

 

 

b.08 iñaku txikerra

8. Iñaku Txikerra: También denominado Guiñako menor, vivieron en él José y Elías Beaskoetxea, fenomenal jugador del Deusto en los años 20, años gloriosos para el club tomatero. Era apodado “Cayuela” porque era duro como una piedra y, aparte de jugar al fútbol, llevaba el caserío.

 

 

 

b.09 landako

9. Landako: Caserío de Pantaleón Rementeria y posteriormente de su hija Juana que regentaron el txakoli Pantaleón o Rementeria. Era todo un restaurante, pues a principios de siglo ya daban comidas, y los mejores toreros que pasaban por Bilbao se acercaban al restaurante. Posteriormente se traspasó a Ramón Montenegro y así se conoció últimamente como “txakoli Montenegro” que trasladó su negocio a Enekuri tras la demolición del caserío.

 

b.10 gumersindo

10. Gumerenetxe: Chalet de Gumersindo Bilbao Goyoaga y Basilisa Echeverría (familia más conocida por sus Toldos Goyoaga), en los terrenos de esta casa estaba un pequeño caserío de una planta donde vivió Juan José Menchaca, que hacía las labores de jardinero y otros menesteres. El edificio era un gran caserón en el que luego la Institución Benéfica del Sagrado Corazón instaló su primera casa de acogida a enfermos excluidos y tuberculosos, que erróneamente se conoció como la “casa de los incurables”.

b.11 mazo

 11. Mazo: Situado junto a la desaparecida estación del tren, despareció junto con las casa de la avenida de Enekuri al hacer el nuevo vial Enekuri-Camino de Morgan. Caserío pequeño en el que vivía la familia Manrique.

 

 

b.12 laubide

12. Laubide: también denominado Abasolo, en él vivían Nicolás Iza e Inés Olabe. En el recuerdo de la familia quedan las peras que recogían, por jugosas y por ser de un tamaño tan fuera de lo normal pues a veces tenían que apuntalar las peras en vez de las ramas. Dicho caserío fue demolido en los años 80.

 

 

b.13 cnoetxezuri

 

13. En camino de Etxezuri, cerca de Laubide y junto a una fundición que se instaló posteriormente, se ubicaba una casa de inquilinos con tres alturas, una por vivienda, en donde vivían Nicolás Etxebarria y Mari, Basilio Olaskoaga y la familia Garrastazu.

 

 

 

b.14 lina

14. La casa de Lina: Casa de inquilinos de cuatro alturas que si no hubiese sido demolida estaría frente a la comisaría de la Ertzaintza. Perteneció a Félix Cortadi. Su nombre viene dado por el nombre del bar que regentó Lina en los bajos de dicha casa.

 

 

15. Garro: Perteneció a la familia Garro. Casita situada junto a la terminal del tranvía cerca del cruce con Ramón y Cajal, de pequeña planta y dos pisos. Sus últimos vecinos fueron Miguel Calvo y Cristina.

 

b.16 araneko

16. Araneko: Caserío de dos plantas. Era el más antiguo de la zona alta. Da nombre a la zona de subida a Arangoiti. Perteneció a Carlos Eric Ede y Margarita Revuelta.

 

 

 

b.17a el sueño

“El sueño”

 

17. También están las casas junto al cementerio, la que estaba en la parada del autobús de Lezama con escaleras a los costados, por ejemplo. En los años de mediados de siglo fue bar, el bar “El sueño”.

 

 

 

 

b.17b bar pedro

“bar de Pedro”

También el bar “Pantxike”, posteriormente conocido como “bar de Pedro”, que muchos hemos conocido y donde incluso hemos jugado una partida a las cartas o a la rana bajo los plataneros de la entrada. Ambos bares de carretera eran muy frecuentados por casi todos los conductores de los camiones GMC que vaciaban el canal. Eran los años 50 – 60. También en los años 50 la casa del afilador se levantó dos alturas más, para alcanzar cuatro pisos, destacando del resto. La casa larga era un conjunto de casas que destacaba de la barriada de la avenida de Enekuri por ser varias adosadas de una sola planta.

 

 

 

b.18 hipoli

18. Hipoli: Caserío que pocos años antes de su demolición fue utilizado por la asociación Lagun Artea para el tratamiento de desintoxicación de toxicómanos. Perteneció a Hipólita Menchaca y Lázaro Akarregi.

 

 

19. La familia Jaio – Basterretxea (Pantxike) vivió en el caserío que estaba frente al de Hipólita. Era estrecho y alto con la cuadra abajo, bar en la primera planta a ras de la carretera y las habitaciones en la planta superior. La primera ampliación de la Avda. de Enekuri lo derribó.

b.20 torrontegi

20. Torrontegi: Más conocido por la casa de Santa, pertenecía a Santa Etxebarria y a Patxo Menchaca, es el caserío que en las fotos antiguas se distingue desde la calle Benidorm.

 

 

 

b.21 more iturriaga

21. Iturriaga: Perteneciente a varias familias. Juanita More e Inés More dieron el nombre a la estrada que pasa frente al caserío. Hoy es el único que permanece en pie.

 

 

 

b.22 longane

22. Longane: Era el caserío de Lázaro y de Ángel Longane. Caserío rodeado de unos frutales exquisitos y apreciados por la chavalería del lugar, lo que combatía con cartuchos de sal y hasta piedras si hacía falta para que no le robasen los frutos. Los árboles daban tanto fruto que Ángel iba a recoger las peras con tres cestos: uno para las caídas en el suelo, otro para las que al cogerlas se les arrancaba el rabo y un tercero para las que estaban intactas.

En los terrenos del caserío Longane estaba la glorieta, esta “casa china” como algunos la llamaban. Era una casa de madera y acristalada en su totalidad perteneciente a Bernardino Menchaca y era utilizada para las fiestas y comidas de la familia y amigos, así como para tomar baños de sol.

23. Iturriagabekoa: Junto a Longane era un caserío de dos plantas perteneciente a Feliciano Arrizabalaga y Francisca Sabando con el nº 64 del camino Ibarrekolanda. Estaba situado junto a la fuente más popular del barrio: “la fuente del chorrillo”.

24. Landabaso: Perteneciente a Ángel Elezkano, el caserío de planta alargada dio nombre al camino que transcurría frente al caserío.

 

 

b.25 bekoetxe

25. Bekoetxe: Caserío de Justo Aranguren y Manuela Menchaca, junto a él estaba, rodeada de un murete, “La fuente de Larrauri” que daba un agua de excelente calidad y que daba nombre a la zona.

 

 

 

b.26 erdikoetxe baserria

26. Erdikoetxe: Caserío de Miguel Aranguren y Simona Rementeria. Se dedicaban a las labores del caserío, principalmente a sementera de verduras. El abuelo, Pantaleón, después de estudiar floricultura  en París, fue uno de los primeros en introducir la flor como cultivo de vivero. Más tarde crearon los invernaderos Rementeria en la trasera de Ramón y Cajal.

 

27. San Miguel: Fue una ermita que existió hasta principios del siglo XX. Ya en el siglo XVIII de ella nos da cuenta Jesús Gaztañaga, que en 1791 “estaba llena de goteras su tejado y el pavimento sin enladrillar, enlosar ni entarimar”. Miguel Aranguren nos cuenta que recuerda las ruinas con dos bancos de piedra grandes de dicha ermita e incluso recuerda que a la zona la llamaban la república de San Miguel. El sitio marcado es aproximado, y quizás estuvo en el mismo lugar que la casa de Alberto Rementeria.

28. Trauko: Junto al muro de Sarriko y frente a San Miguel estuvo el Caserío de Cipriano Marzo, que en los últimos años tuvo una chatarrería.

29. Frente a Trauko: A la derecha de la estrada de San Miguel estaba la casa de Alberto Rementeria y María Agirre, pequeña casa que constaba de una planta y pajar.

30. Dentro de Sarriko: Pegada al caserío Trauko, la casa de Mercedes Apodaka y Paco Aguirrezabal, cochero de los condes. Junto a ella estaban las cocheras y caballerizas de los condes. No debemos de olvidar que el coche es un artilugio relativamente moderno.

 

b.31 iturriaga smith

31. Iturriaga: Nombre del antiguo caserío sobre el que se construyó en 1928 un chalet para Manuel Zubiria, hijo de los condes y donde en los últimos años residió Eduardo Bunge.

 

 

 

b.32 chalet

32. El chalet: Perteneció a Tomas de Zubiria e Ibarra. Fue un palacete de estilo alpino, con dos alturas más camarote. Fue incendiado durante la Guerra Civil y reconstruido en 1939 por Manuel Mª Smith, con un tejado más plano, que es el que hoy conocemos.

 

 

 

33. Sarrikoetxe: Caserío situado dentro de la finca de los Condes. En él vivieron Francisco Muguerza y Eustaquia Egiguren. Francisco fue “el artesano” de los condes, y hacía diversas “chapucillas”, pero sobre todo, los muebles y ornamentos de madera.

34. Basabe: Caserío que hacía la labor de portería trasera de los condes. Estaba fuera del recinto de la finca. En él vivió Enrique Muguerza, ebanista como su padre Francisco.

Índice    Siguiente

4 comentarios en “1.3.- En Ibarrekolanda

  1. Pingback: Arbolagaña. Caseríos en Ibarrekolanda – My Blog

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s